Pies en el suelo (o cerca)

pies

Recuerdo una vez que caminando por la calle vi a una chica vestida de novia cogida de las manos de un menda con una cámara atada a la cabeza (y no era tan discreta como una go-pro). Daban vueltas juntos y ella reía cuando el ser marciano de la cámara se lo decía. Me tuve que parar a seguir mirando, no tenía desperdicio. Al rato, se repitió la escena con el novio. No, no eran actores, era su video de boda.

Obviamente la intención era montar un video en el que pareciera que los dos enamorados giraban unidos en el casco histórico de Varsovia. Y yo me pregunto ¿que necesidad hay de grabar recuerdos que no han ocurrido?.Es más, ¿que necesidad hay, el día de tu boda, de girar con un desconocido que lleva una cámara en la cabeza?.

Parece que tenemos obsesión por grabar vivencias que no han pasado o por estropear las que sí vivimos. Vuelta a las bodas me acuerdo de mis cuñados que tenían un fotógrafo que era para darle dos tortas. En el momento de poner los anillos se tiró al suelo de espaldas entre los dos novios para sacar una foto del “momento más importante de la boda” pero visto desde abajo, porque el es muy guay. Perdona, idiota, te acabas de cargar el momento.

Ahora con las redes sociales veo esto todos los días. Todos, o casi todos nos hemos hecho fotos de los pies alguna vez. Es un momento “fotográfico” que entiendo…es raro, me estoy fotografiando los pies, pero es un momento en si mismo y tiene su gracia. Lo que no entiendo son las fotos de “estoy a solas escribiéndote una carta” y sale una persona vista desde arriba escribiendo una carta con su mano derecha perfectamente colocada sobre el folio, lo que necesariamente supone que se está dislocando el otro brazo para sacar la foto. El momento es realmente ese, el de un brazo dolorido y una postura imposible.

Luego están los “estados” que me maravillan, los del tipo “haciendo yoga a solas en mi habitación” y sale el sujeto (que encima conozco) en una postura de yoga al fondo de la habitación contorneado por la luz del sol. Para eso has tenido que poner el temporizador, ir corriendo al otro extremo de la habitación y ponerte a “hacer yoga”, repitiendo la acción unas tres o cuatro veces hasta que des con una foto en la que no se te vea la cara de agobio.

El toque de atención viene cuando ves el otro lado; en una terraza había un hombre con el movil, hizo una foto cuando llegó su comida y vuelta a la pantalla, absorto, sonriendo de vez en cuando . Me dieron ganas de pedirle la cuenta de facebook para ver qué estaba ocurriendo en la realidad virtual, quizá estaba “cuidandome un poquito” o “hoy me salto la dieta” y seguramente le estaba gustando a mucha gente. Yo estaba ahí y desde luego me debía estar perdiendo algo porque simplemente me estaba pareciendo triste. Fué entonces cuando me visualicé a mi misma en una de esas que chequeo el wassap mientras columpio a mi hijo, nunca más.

No se que nos pasa, que por querer hacer partícipes a los demás somos capaces de cargarnos nuestras propias vivencias. No creo que le haga bien a nadie…al que no duerme porque tiene que sujetar el palo de selfie por encima de su cabeza para sacar la foto de su “siesta” claramente no le beneficia en nada ¿pero que aporta a los demás?

Extrapolo esto a los blogs de gente que pretende inspirar a gente…yo he leído muchos y me animé a escribir el mío. Ahora me doy cuenta de que si realmente vives al cien por cien no tienes tiempo de compartirlo con nadie más que con los que te rodean físicamente. Porque pensar un post, escribirlo y seguir las estadísticas es un trabajo que necesariamente te quita tiempo de estar viviendo, conduciendo, jugando, riendo o tomando una cerveza. Cuanto más vida tienes en la red, menos tienes en el mundo real, eso está claro. ¿Cuanta gente habré leído que priorizó el obtener muchas visitas en wordpress antes que quedar con amigos?.

Me gustaría poder contar nuestra historia pero ahora mismo solo tengo tiempo para vivirla y tiene que ser así. Es casi como la sensación de ir atrás en el coche de tus padres, mirando por la ventana, soñando con lo que harás cuando llegues a tu destino, quedándote dormido a ratos. De repente un día pasas a conducir y prácticamente solo estás mirando a la carretera para no salirte, no puedes divagar pero por lo menos estás eligiendo dónde vas. He decidido ser conductor.

Una cosa tengo clara; en la finca voy a hacer un parking: de coches, de caballos, de bicis, para todos esos conductores de carne y hueso que quieran venir a vivirse, a ver como crece nuestra fruta y verdura, a comerla, a sentarse bajo el sol o a oler la lluvia, un sitio dónde charlar y pasar cinco minutos o el día entero. Porque las redes sociales están bien si las usas bien, no quiero que toda la experiencia que aporte el proyecto sea a través de internet “mira estas coles viven mejor que tú ¿quieres una?, te la mando”. Quiero postear que hace bueno para venir, que los guisantes ya están para coger y que la gente postee fotos de sus pies pasándoselo bien. Una plataforma para vernos las caras. Nada de rarezas, por favor, si alguien tienen una necesidad imperiosa de hacerse una foto recolectando sus tomates ya la hago yo, el palo de selfie en casa, si lo traéis corréis el riesgo de que lo confisquemos para entutorar pimientos.

Ya os diré dónde quedamos.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Sin categoría. Guarda el enlace permanente.

2 respuestas a Pies en el suelo (o cerca)

  1. Emma dijo:

    Xenial post!

    Me gusta

  2. Macarena dijo:

    Totalmente de acuerdo. Gabriel García Márquez tituló su autobiografía: Vivir para contarla. Pues eso, a veces se vive más para el otro que para uno mismo.
    Quiero usar ese parking!!!!!!
    besos

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s